Prácticas laborales
Información general

El Colegio Alemán de Valencia dentro de su finalidad, una formación integral de nuestros alumnos, cuenta con una actividad destinada al acercamiento de los discentes al mundo laboral. Esta experiencia sirve de orientación para la elección de su profesión en un futuro y  ayuda a nuestros chicos y chicas a elegir la instrucción que mejor corresponda para su idea de futuro.


La experiencia – más de dos décadas continuadas – nos ha demostrado la efectividad de esta aproximación al mundo laboral, ya que estamos convencidos de que la formación de todo individuo no debe limitarse a una educación aislada de la sociedad de la que todos formamos parte, también nuestros alumnos.

Esta actividad escolar, denominada Prácticas Laborales, se lleva a cabo al final del primer semestre de la clase 10 (finales de enero y/o principios de febrero) y tiene una duración de una semana. Como forma parte de nuestro currículo, nuestros alumnos están asegurados también para dicha actividad; dicho seguro cubre cualquier incidencia in itineris y durante la estancia en el lugar de trabajo. Estas prácticas laborales no están remuneradas ni obligan laboralmente a las empresas que colaboran en las mismas.
Estas prácticas laborales las pueden llevar a cabo tanto en España como en Alemania, sin exclusión de cualquier otro país de la Unión Europea si fuese necesario. Los alumnos junto con sus padres se ponen en contacto con los lugares de trabajo, en donde presentan la documentación que el colegio les haya entregado previamente; sólo en aquellos casos en los que algún alumno no encuentre lo que le gustaría, el colegio lo pone en contacto con empresas que ya han colaborado con nosotros en años anteriores.

Durante esa semana laboral, nuestros alumnos entran en contacto con el mundo empresarial y experimentan personalmente cómo es la vida cotidiana de su hipotético futuro laboral; además, conocen los distintos ámbitos o secciones de dicho lugar de trabajo, así como los requisitos que se necesitan para desempeñar dicha actividad. Todo ello les ayuda a no elegir a ciegas la dirección de su futuro en la sociedad. Tras esta semana laboral, los alumnos deben preparar una presentación sobre su lugar de trabajo y su valoración personal de dicha experiencia.


Conscientes de la importancia de estas Prácticas Laborales, seguimos potenciando esta actividad en beneficio de nuestros alumnos, que en realidad son la meta de nuestra tarea educativa.
Desde aquí invitamos a contactar con nosotros a todas las empresas interesadas en colaborar con nuestro colegio en esta iniciativa. En este aspecto, cualquier colaboración nos resulta de gran ayuda.


Testimonios

Soy Antonio Martí y estoy actualmente en la 11. El año pasado realicé mis prácticas en Alemania, en un pequeño despacho de ingenieros en Bonn (Ertl&Partner). La empresa se dedica al cálculo de estructuras y a hacer proyectos; sobre todo, de edificios públicos. Al estar formada únicamente por siete trabajadores, pude aprender tanto en el ámbito de organización y gestión de la empresa como a diseñar planos y visitar obras. Aunque en un futuro descarto dedicarme a esta rama de la ingeniería, las prácticas me ayudaron a aclarar ciertas dudas relacionadas con este trabajo, a tener un primer contacto con el mundo laboral y a barajar nuevas opciones en cuanto a qué hacer con posterioridad.
El hecho de ir al extranjero me ofreció un punto de vista diferente al español en la forma de trabajar y de enfocar las tareas. Además de un cúmulo de experiencias positivas, me hizo plantearme por qué no ir a trabajar a Alemania alguna vez.
Antonio Martí, 11-1
Yo las realicé el curso 2011/2012 en el hospital “La Fe”, en Valencia, donde me enseñaron diferentes departamentos y me explicaron cuáles eran las especialidades y la formación necesaria para cada una.
Esa semana me ayudó mucho, ya que descubrí que me gustaría trabajar en el sector de la salud, hecho del que, sin las prácticas, posiblemente no me habría dado cuenta.
Por ello, recomiendo a todos los alumnos que hagan las prácticas que las aprovechen al máximo, puesto que les serán de gran ayuda para tener una idea de lo que pueden estudiar en el futuro.
María Elena Gimeno Ribes, 11-1
Soy Francisco Javier Puchol, de la clase 11-2.
En mi caso, yo estuve en la semana de prácticas en un despacho de arquitectura en Valencia, por ser ésta una de las posibilidades de trabajo que yo me había planteado para el futuro. Fue una experiencia positiva e ilustrativa, porque por primera vez vi desde dentro el funcionamiento de un despacho de arquitectura: los trabajos que se llevan a cabo, los pasos que hay que seguir para que unos planos de edificios estén listos, las ventajas e inconvenientes de este ambiente, etc.
Resultó interesante y me sirvió, pues descubrí que no quería ser arquitecto. Es curioso ver cómo en bastantes ocasiones esta semana sirve para quitarle un velo de los ojos al alumno, que se percata de que el oficio que pensaba ejercer de mayor no es lo que realmente desea.
Francisco Javier Puchol, 11-2
Mi experiencia durante la semana de prácticas laborales tuvo lugar en un bufete de abogados internacional, ya que previamente había mostrado interés por estudiar Derecho y aprovechar mis conocimientos lingüísticos.
Fue una oportunidad única para asegurarme de que mi interés no era una simple ilusión. Todos los miembros del bufete de abogados se molestaron en explicarme y enseñarme en qué consistía su trabajo. Finalmente, el último día acudí a un juicio acompañada de una letrada, la cual me dejó muy impresionada a la hora de emplear sus argumentos para la defensa.
Esa semana fue muy importante para todos, ya que esta experiencia nos proporcionó a algunos de nosotros más confianza y seguridad en nuestra elección para elegir nuestra profesión para el futuro y a otros los llevó a descartar algunas opciones que tenían en mente.
En mi caso, la semana de prácticas fue una experiencia irrepetible y decisiva, ya que supuso que me convenciese y me atrajese más estudiar la carrera de Derecho.
MªVictoria Marín Ladwig, 11-2
Soy Alicia Medal. Realicé la semana de Prácticas Laborables en Alemania; concretamente, en Erlangen, en la empresa Siemens. Esta empresa se divide en varios sectores y se encarga de fabricar productos muy distintos: desde trenes, generadores o electrodomésticos hasta máquinas para uso medicinal, que es la sección en la que yo llevé a cabo mis prácticas. Pude hacerme una idea de lo que me gustaría desempeñar en unos años. Los trabajadores me explicaron todas las dudas que tenía y, al pasar todo el día con ellos, fue una forma también de practicar el idioma. Si tenéis la oportunidad de ir a Alemania para estas prácticas, os lo recomiendo.
Alicia Medal, 11-1